Cartas Sobre la Mesa - María José Hernández
Cartas Sobre la Mesa - María José Hernández

GRABACIONES: María José Hernández – Cartas sobre la mesa (Autoeditado 2017). Por Stabilito, D.

La suavidad de una sábana recién lavada, el abrazo largo de bienvenida o el olor de la mejilla de un bebé son lugares a donde nos traslada la voz de la cantautora aragonesa, María José Hernández. Aragón es rica en voces femeninas cargadas de personalidad, y no solamente vamos a citar a Eva Amaral o a Carmen París, a mi mente vienen Ana Muñoz, Ariadna Redondo, Silvia Solans y un sinfín de luchadoras la causa: la canción. María José juega una partida más en el casino de la vida pero lo hace con las cartas marcadas y un puñado de canciones ganadoras, con poso y aroma brillante. Siento abre la veda y el mundo de naipes se desbarajusta como un corazón adolescente. Saltando sin red trae el cabaret, la humareda sobre el tapete y el pulso en las relaciones. El estilo personal de la compositora zaragozana roza el jazz (Rotos) como si Madeleine Peyroux caminara por las cantinas del Tubo buscando nuevos labios a los que cantar. Y uno se pone a imaginar y desea ser el protagonista de temas como el que da nombre al recién nacido álbum o de Cinco Sentidos con aroma latino, del Drexler no del de Maluma, gracias a Bowie.

Y es que María José Hernández es una conocida que vemos de tiempo en tiempo y nos inunda de energía y nostalgia, es un viaje de vuelta a un lugar común que se sabe codear con músicos como Sergio Marqueta (excelente en las teclas), Dani Escolano (contrabajo), Dani Blesa (a las baquetas) y Fernando Girón (seis cuerdas). Poderosa Imaginación juega a subir al cielo, Mirarte a los ojos al escondite y Nada es lo que parece a la gallinita ciega. Canciones que pierden la inocencia cuando la razón comienza a actuar, y eso, hasta Goya lo entiende.

En tiempos de mestizaje, la propuesta de la aragonesa reside en el folk-jazz y es de agradecer para un oído que huye de timbales y palmeros.  Aniversario trae el aroma acústico de una película de Almodóvar y Barcos de Papel pone la firma final de una artista en estado de gracia. Abuelas, madres, hermanas e hijas dando un golpe de espuma que rompe y perdura. El 8 de Marzo fue histórico y en la música debe notarse. Y esto pierde importancia cuando los dedos que golpean el teclado son más viejos que el alma de su dueño.

Stabilito, D.
[email protected]

María José Hernández – Cartas sobre la mesa
María José Hernández – Cartas sobre la mesa
Las entradas para tus conciertos

Te podría interesar

Almendra Garrapiñá es Nº 1 en la lista de discos más votados de 2020 en la 4ª semana de votaciones

Los 20 discos aragoneses más votados de 2020 en la 4ª semana

Repite por segunda semana consecutiva como disco más votado de 2020 la grabación ‘La loca …