Inicio / Contenidos / ENTREVISTA: Miguel Ángel Rosales. Por Carlos Gurpegui
Miguel Ángel Rosales, director del documental Gurumbé
Miguel Ángel Rosales, director del documental Gurumbé

ENTREVISTA: Miguel Ángel Rosales. Por Carlos Gurpegui

El lunes 20 de agosto a las 22:30 horas se proyecta el documental de Miguel Ángel Rosales Gurumbé. Canciones de tu memoria negra, en el Auditorio del Palacio de Congresos de Jaca, dentro de la programación del Festival en el Camino de Santiago.  

Una revisión sobre la afrodescendencia en España

Gurumbé rescata del olvido la historia de la esclavitud africana en la Península Ibérica, resaltando el protagonismo que, junto a otros colectivos marginales, tuvieron en nuestra historia y nuestra cultura. Con la explotación comercial de América, miles de africanos son traídos a España y Portugal para ser vendidos como esclavos. Algunos serán exportados a las colonias y otros se quedarán en las ciudades. Estos últimos formarán una población que irá ganando su espacio en la sociedad, enfrentándose desde el principio a su situación de esclavos y a los fuertes prejuicios raciales.

¿Es Gurumbé un documental musical?

Gurumbé es un documental donde la música es una parte más del argumento. La música va entrelazada con los otros textos, apoyando ese cuestionamiento de fronteras que propone el film. Pero yo diría que hay algo más en las secuencias musicales de Gurumbé. Hay una memoria expresada en los cuerpos que habla a través del baile, pero también de la forma de interpretar, de la gestualidad. Hay una historia incorporada, encarnada, a la que creo que hemos prestado poca atención hasta hoy.

En Jaca, Gurumbé se proyecta dentro del ciclo Música Clásica vs Música Popular.

—Yo no creo en esa separación. Más allá de unos contextos concretos de creación estas dos fuentes han estado retroalimentándose continuamente. No creo que la separación haya sido tan clara en otras épocas de la historia. Las fronteras son políticas, una determinada clase social que elige qué es y qué no es.

La música ha sido muy importante en mi vida. Después de muchos años siento que hay una verdad que es inexpresable y lo mismo la puedo encontrar en Camarón, Jimmy Hendrix, Ottis Reding, una canción de los MC5, un cuarteto de Beethoven o una pieza de piano de Takemitsu. Pero esa es mi opinión desde luego.

Para mí una soleá, por ejemplo, no es música popular, tampoco entraría en otro clasificación como “culta” —que todavía me parece mas errónea— o por supuesto clásica. Sin embargo pienso que el proceso creativo de estilización, perfeccionamiento técnico y el alto grado de expresividad y emoción, pone a muchos cantes flamencos al mismo nivel que las arias, sonatas u obras de cámara de grandes compositores reconocidos por eso que llamamos “música clásica” o “culta”.

También hay una autoría personal de muchos autores hoy anónimos y no reconocidos que se esconden tras lo “popular” en general. En general lo “popular” ha servido para tapar la falta de reconocimiento de mucho autores y para esconder mucho apropiacionismo cultural basado en desigualdades de poder.

Usted como jerezano, profundizó en diversidad de raíces.

—La campiña de Jerez, la rivera baja del Guadalquivir, los puertos de Cádiz.. han sido siempre espacios de mestizaje, intercambios, sincretismos. Cuando te despegas de ciertas visiones normalizadas y ves la riqueza que hay, la proyección global que tiene la historia de esta tierra te das cuenta también de la memoria que te recorre. Por aquí dejaron testimonio y huella, gitanos, sefardíes —de donde probablemente proceden mis apellidos—, africanos, árabes, genoveses, comunidades de armenios, por decir algunos. Aunque hasta ahora sólo se habían citado las tres fuentes de la cultura andaluza: Judía, mora y castellana ya es hora de que empecemos a hablar de la fuente gitana y desde luego del legado de los afrodescendientes, que ha sido sin duda el más silenciado y el que ha sufrido mayor borrado. Esto último además creo que cobra actualidad, dentro de la ola de xenofobia que estamos empezando a vivir en España, con la manipulación que se está haciendo de la información sobre la emigración africana a la península, por parte de determinados personajes.

Un bello trabajo polifónico con declaraciones de grandes expertos.

—Gracias. Tenía claro que en la película debía participar gente muy reconocida y brillante que fuera difícil de poner en duda. Todas las personas que participan en la película son expertos que llevan años trabajando en sus respectivos campos y con un reconocimiento internacional. Y cuando hablo de expertos no me refiero sólo al mundo académico. Sino que, dentro de ese descubrimiento de otras formas de producción de conocimientos y saberes, toda la gente que sale en la película, bailarines, músicos, actores… están para mí en el mismo nivel con respecto al discurso.

Por otra parte nosotros teníamos que aportar la imagen y el lenguaje audiovisual para llevar ese discurso mas allá. Es un formato muy clásico, una película muy sosegada, pero creo que acertamos plenamente. Hoy día los gritos pasan desapercibidos entre tanto ruido. Cualquier otra forma mas arriesgada no hubiera llevado nuestro mensaje donde queríamos que llegara. Era una historia que debía de conocerse y por tanto ser accesible a mucha gente sin caer en lo simple. Nos ha guiado un profundo respeto por el tema y por el trabajo de toda la gente que ha participado en la película.

¿Qué es la memoria? ¿La dignidad de un pueblo silenciado? ¿La reivindicación de la libertad?

—Hay un deber moral de reconocimiento para todos los que han sufrido la injusticia y los abusos del poder, para los que han querido ser borrados de la historia. La memoria es siempre la del vencido; la del vencedor es la Historia hegemónica. En ese sentido la búsqueda de esas memorias silenciadas son siempre reivindicación, cuestionamiento, rebeldía.

La memoria es un instrumento poderoso desde el cual construimos nuestras referencias, desde él se construyen también las identidades de los colectivos y los pueblos, muchas veces en busca de su lugar, en un mundo que ha tratado de desposeerlos, negarlos o exterminarlos.

En el fondo es un tema de justicia. Me gustaría pensar que la recuperación de la memoria de los vencidos, los olvidados, los desposeídos, los maltratados, sirve para aprender de los errores y para crear sociedades cada vez mas justas y tolerantes. Pero lo que encuentro es que tenemos siempre la capacidad de crear nuevas formas de sometimiento y exterminio.

¿Cuál es la principal lección de Gurumbé?

—Que cada cual saque la suya.

¿Es Gurumbé un canto a la diferencia y sus sonidos?

—Por supuesto. Pero también un grito (ahogado) sobre los supuestos desde donde se ha construido la Historia de este país, obsesionado por exterminar esa diferencia.

Y entre todos, el flamenco, grande y brillante.

—El flamenco es grande precisamente por esa esencia que recoge del pasado y revitaliza en cada época. Cuando uno lo mira, sin esa obsesión por la pureza y los orígenes y acepta su origen mestizo y bastardo es mas grande todavía. Pero yo cada vez lo veo más como una parte de ese gran legado que nace de la confluencia de las orillas del Atlántico, donde los elementos rítmicos y expresivos que llevaron los africanos fueron una pieza fundamental. Pero al mismo tiempo que pertenece a ese mundo de la primera globalización, es también como una enorme enciclopedia, un texto infinito escrito en los cuerpos, en los melismas, las falsetas, los ritmos y los versos, donde está escrita nuestra propia historia. Memoria en estado puro.

Destaque una de sus escenas, secuencias que ahora le resuenen.

—Por las circunstancias actuales, destacaría el corte de entrevista que cierra el primer tercio de la película, donde Isidoro Moreno mirando a cámara dice “Muchos de los africanos que hoy vienen a Andalucía, son descendientes de aquellos que poblaron nuestras ciudades hace alguno siglos”. Si la Historia tiene algún sentido es para desmontar las mentiras del presente.

GURUMBÉ CANCIONES DE TU MEMORIA NEGRA

 

La riqueza de África es inmensa. Está dicho todo.

—África es un universo y nuestro desconocimiento como occidentales sobre ella, una vergüenza. La mirada arrogante de Europa y el mundo occidental hacia los africanos es sólo fruto de la violencia colonial y la ignorancia. Si pensamos un poco nos damos cuenta de que la visión del mundo que ha exportado occidente es en el fondo profundamente provinciana, se ha construido desde la experiencia de 3 o 4 países, ignorando el resto del mundo.

En ‘La imagen de los negros en el teatro del Siglo de Oro’, Baltasar Fra Molinero destacó cómo la cultura africana se desarrollaba en nuestro país en multitud de disciplinas artísticas.

—Sí, el libro de Fra Molinero es fundamental. Fue toda un inspiración. En él se puede ver la persistencia de esos estereotipos sobre los hombres y mujeres negras y como se han perpetuado hasta hoy. Me fascina también cómo, a pesar de tantísimos personajes negros en la pintura, en el teatro en las crónicas de las distintas épocas, ha podido hacerse un borrado tan profundo. Cómo se ha creado una especie de condición de imposibilidad que nos hace creer que esta gente no existió nunca, que nunca estuvo entre nosotros. La ideología racista que recorre toda Europa desde hace mucho tiempo es indispensable para comprender todo esto.

El trabajo ha participado en festivales como los de Sao Paulo, Mar de Plata, Tarifa, Marsella… ¿cómo fue su acogida?

—Desde que la estrenamos en la SEMINCI en otoño de 2016, Gurumbé ha tenido una muy buena acogida. Creo que podemos estar muy contentos del recorrido de la película que a día de hoy ha estado en medio mundo. Me queda la espinita de poderla presentar en un medio con un público más general, como la televisión pública, con un debate sobre el tema en el que participaran diversos agentes, historiadores, músicos, artistas, representantes de colectivos afrodescendientes y migrantes. Que la viera gente que no viene ya predispuesta al discurso que propone, gente que desconoce por completo el tema.

Creo que tantos siglos de desmemoria sobre la afrodescendencia en España lo merecen.

 

Entrevista, Carlos Gurpegui

Te podría interesar

Presentación de O Zaguer Chilo. Foto de Luis Lorente

FOTOS: O Zaguer Chilo. Por Luis Lorente

Resumen en fotos del concierto de O Zaguer Chilo en las Fiestas del Pilar de Zaragoza …