Pilar 21
Bar Gilda de Zaragoza
Bar Gilda de Zaragoza

Bar Gilda cierra por el actual contexto y el alquiler innegociable del local

De conciertos y pinchadas a exposiciones o un sello en los cuatro años y medio de vida del bar Gilda de El Gancho de Zaragoza que dice adiós.

Entre sus paredes ha habido conciertos, pinchadas, exposiciones e, incluso, han promovido un sello propio sin ánimo de lucro. Siempre con un trato exquisito, risas, incluso tapas con nombres personalizados de proyectos musicales. Sus cuatro años y medio de vida han dado mucho de sí, hasta hoy, día en el que han anunciado desde las redes su punto y final. Puedes leer bajo estos párrafos sus palabras de despedida.

«Dada la situación actual y la imposibilidad de negociar un precio justo con la dueña del local, nos vemos en la obligación de cerrar nuestras puertas». Así comienza el texto de despedida del bar Gilda de calle San Pablo, 38, de Zaragoza. Han generado una enorme actividad cultural en un lugar que ha sido mucho más que un bar. Es un fin que nos recuerda, inevitablemente, al del Bar Bacharach en su ubicación de Espoz y Mina, 12, como te contamos el pasado mes de mayo. Seguirán abiertos unos días más para despedirse de quien quiera pasar a visitarles.

En su comunicado avisan: «Nos vamos con un sabor agridulce, si los arrendatarios y autoridades de esta ciudad no se dan cuenta de la situación, Zaragoza será una ciudad muerta y gris». Y a pesar de que su proyecto debe cesar terminan sus líneas de un modo rotundo: «Apoyad a la hostelería, apoyad al comercio de cercanía, porque de verdad, esto es lo que da color a las ciudades y no veáis lo gris que se está poniendo esta».

Comunicado de despedida del Gilda

«Gilda cierra sus puertas después de cuatro años y medio.

Dada la situación actual y la imposibilidad de negociar un precio justo con la dueña del local, nos vemos en la obligación de cerrar nuestras puertas.

Llevamos prácticamente un año con una situación insostenible, en un local que no reúne unas condiciones ni mucho menos favorables para poder desempeñar una actividad medianamente normal.

Han sido cuatro años de risas interminables, de mucho estrés, de echarnos las manos a la cabeza y a la cadera. De miedo e incertidumbre; de aprender a valorarnos como personas y trabajadoras. Hemos hecho incontables exposiciones, con inauguraciones en las que un local tan pequeño ha abarcado el triple de su capacidad. Hemos creado un pequeño sello discográfico sin ánimo de lucro para ayudar a bandas locales; hemos hecho conciertos, pinchadas y concursos de baile hasta caer redondos e inconscientes. Porque ya sabéis; ‘este amor ya no se toca’
Nunca pensamos en crear família, y lo hemos hecho. Hemos visto crecer a nuestras ‘sobrinas’ ‘sobrinos’ y las cenas en familia de Navidad han sido las mejores de todas.

Hemos aprendido a ser más feministas, a decir no, a defendernos y a aprender a valorarnos como personas. Y quien aún no sepa que en Gilda somos dos, no tiene calle suficiente para correr. No hay un jefe, no hay un gerente. Somos dos personas, que nos ayudamos y apoyamos el uno en el otro, y que hemos arriesgado todo por llevar a cabo nuestro sueño; un lugar de encuentro.

Nos vamos con un sabor agridulce, si los arrendatarios y autoridades de esta ciudad no se dan cuenta de la situación, Zaragoza será una ciudad muerta y gris.

Estamos tristes, pero sabemos que lo hemos hecho, no bien ¡genial!

Le pusimos color a un local abocado al abandono, como otros incontables de la ciudad. Intentamos hacer barrio, unas veces lo conseguimos, otras no.

Tenemos muy claro que Gilda no es un local, Gilda somos nosotrxs, y vosotrxs.

Apoyad a la hostelería, apoyad al comercio de cercanía, porque de verdad, esto es lo que da color a las ciudades y no veáis lo gris que se está poniendo esta.

Y recordad: ¿¡Copa o caña?!

Esta semana, podéis pasar a despediros siempre con prudencia».

Más info: Bar Gilda

Conciertos de las No Fiestas del Pilar 2021 Apoyo con tu aportación a este portal de noticias

Te podría interesar

José Antonio Labordeta en Ráscale Guille. Foto, Ángel Burbano

Pilar 21: una iniciativa popular quiere recuperar el ‘Somos’ de fin de fiestas

El Ayuntamiento de Zaragoza ha prescindido del tradicional himno de José Antonio Labordeta para cerrar …